lunes, 21 de mayo de 2012

Resultados de la Necropsia del Guanay (RGP#2012-01)

Espécimen de Guanay Juvenil encontrado en Pucusana

El resultado de la necropsia al espécimen de Phalacrocorax bougainvilli, encontrado recientemente muerto en Pucusana, reveló el complejo panorama que entraña la aparentemente extraña muerte de las aves marinas entre los meses de Abril y Mayo; pensándose en numerosas causas, desde un virus, hasta la otras causas más confusas que terminaron por ser infundadas.

A ciencia cierta, se observó mediante todos los informes televisivos que sólo las aves juveniles eran afectadas, por lo que ya se sospechaba un problema similar al de 2008, donde se encontraron guanayes y piqueros agonizantes en las playas, pero en mucha menor medida que en 2012, donde se encontraron miles de aves juveniles afectadas.

RESULTADOS
Al abrir el espécimen, después de rescatar y preservar la piel, no se encontraron muchos indicios de que fuese un virus, todos los tejidos, aunque con algunos golpes por las olas, se encontraban en buen estado, en el estómago no se encontro vestigios de alimento, sólo ralos restos de materia digerida oscura, lo que supone que literalmente, digirió sangre, además, no se encontraron vestigios de grasa corporal, un tejido vital en los juveniles, que les permite cierta capacidad de soportar cortos periodos sin alimentación dado su metabolismo acelerado, finalmente, los músculos pectorales, tenían una consistencia considerablemente masisa, casi sin líquidos y reducida considerablemente, lo que supone que el ave, al terminar con sus reservas energéticas, empezó, como es natural, a usar sus propios músculos como energía, consumiéndolos en el acto, este proceso de emergencia, es normal en todos los vertebrados superiores (Aves y Mamíferos), y responde a la falta de alimento y es un mecanismo de sobrevivncia muy difundido.

Además, se encontró una extraña proporción de ectoparásitos, los piojos corporales, en este caso, se encontraban en mayor proporción, que los piojos bucales, normalmente se encuentran gran cantidad de piojos bucales, y unos pocos corporales.

 Todo el material disponible, se conservó con las máximas medidas de bioseguridad, y se ingresó como especímenes de investigación al Museo de Historia Natural "Vera Alleman Haeghebaert".

Observaciones hechas por.- Rubén Guzmán P., en base a los especímenes colectados en 2008 y 2012.


Museo de Historia Natural "Vera Alleman Haeghebaert"

Todos los Derechos Reservados
Copyright - 2012